Intifada en Estambul

A partir del 31 de mayo toda Turquía, encabezado por Estambul, se viven grandes movilizaciones populares. La violencia desmesurada de la policía contra las personas que protestaban desde hace cuatro días en el Gezi Parki (Parque de Paseo) en la plaza central de Taksim (Estambul) ha sido la chispa de las movilizaciones. El gobierno quiere convertir el parque en un centro comercial por los intereses del gran capital financiera y comercial.

La movilización espontánea que ha explotado en Taksim, se extendió rápidamente por toda la ciudad, reformuló sus demandas y se organizó para responder sus necesidades y para continuar la lucha. La movilización fue un inesperado levantamiento de las masas que incluía diversos sectores de la población, con los jóvenes en la cabeza.

Las movilizaciones ya han superado del objetivo principal de defender el Gezi Parki. Las verdaderas víctimas de las leyes reaccionarias y de la economía política neoliberal del gobierno del AKP, las mujeres, los jóvenes en paro y los trabajadores del sector de servicios que tienen preocupaciones acerca de su futuro, han creado una dinámica de una lucha común.

El asesinato de Hrant Dink, la matanza de Roboski, la masacre en el campo de refugiados en Reyhanli, la ley del aborto, la prohibición de alcohol y el autoritarismo del gobierno de Tayyip Erdogan, son las principales causas del estallido de la lucha en Gezi Parki.

Ante estos acontecimientos, las clases dominantes están más divididos que nunca, mientras que las masas movilizadas son bastante resistentes. Los periodistas partidarios del Gobierno han abandonado el Primer Ministro, y hasta incluso un ex ministro del AKP, Ertuğrul Günay, criticó duramente al gobierno.

El primer ministro, principal responsable de estos hechos, estuvo ausente durante el día 31. El alcalde de Estambul, Kadir Topbaş, y el gobernador de la ciudad metropolitana, Huseyin Mutlu, han mentido a la gente. Topbaş fingió como si la idea de un centro comercial no existía, mientras que Mutlu defendió la violencia policial como una “lucha contra las corrientes ilegales”.

En estos días la continuidad de las movilizaciones asume una gran importancia, pues existe la posibilidad de dar una derrota histórica al gobierno. Ahora la tarea más urgente es la formación de un comité de coordinación con la participación de los sindicatos, partidos políticos, etc. que puede garantizar la continuidad y la organización de las movilizaciones hasta alcanzar a los objetivos principales.

El alcalde y el gobernador de la ciudad tienen que dimitirse! También el ministro de interior, Muammer Güler, el principal responsable de la represión de las masas del 31 de mayo, que es un verdadero enemigo reconocido de la democracia y de los trabajadores, debe dejar su puesto! Investigación y castigo de todos los agentes del cuerpo policial que participaban en la represión!. Todos los detenidos deben ser liberados! La cancelación del proyecto de Gezi Parki debe ser anunciado por el Primer Ministro!

Yorumlar kapalı, ancak trackbacks Ve pingback'ler açık.